Imatinib 100 mg – Oncovet I – 30 compr

$105.000

Imatinib 100 mG - Estuche con 3 blister de 10 comprimidos cada uno.

Despachamos en 24 hs a todo el pais por Correo Argentino.
Consulta el valor del envío a tu localidad en nuestro whatsapp 1139577058.
En compras de mas de una unidad el envio se cobra 1 sola vez.

Daqui Mascotas es la Marca .com es Veterinarias D&D. Estamos habilitados por el Colegio de Veterinarios de la provincia de Buenos Aires para comercializar zooterapicos.

 

Especies de destino: Caninos

Composición y presentaciones: 

Oncovet® C: Presentación en comprimidos comprimidos recubiertos color rosa de 100 mg y 200 mg de Imatinib. Cada presentación estuche individual con 3 blísteres de PVC/Aluminio.

Oncovet® I - Imatinib 100 mg - 3 blísteres de 10 comprimidos cada uno por estuche (30 comprimidos).

Oncovet® I - Imatinib 200 mg - 3 blisters de 10 comprimidos cada uno por estuche (30 comprimidos).

Indicaciones de uso: Oncovet® I Tratamiento de pacientes con cáncer tales como mastocitomas, fibrosarcomas, tumores del estroma gastrointestinal, hemangiosarcomas, leucemia de celulas B, meningiomas en caninos y mastocitomas, sarcomas asociados a vacunas y síndrome hipereosinofilico en felinos. También en hipertensión arterial pulmonar en caninos.

Administración: Vía oral.

Propiedades y acción farmacológica: El mesilato de imatinib es un derivado de 2-fenilaminopirimidina (INN).

El mesilato de imatinib es un inhibidor de la proteína tirosina quinasa que inhibe la tirosina quinasa Bcr-Abl, la tirosina quinasa anormal en la leucemia mieloide crónica (LMC). Inhibe la proliferación e induce la apoptosis en líneas celulares positivas para Bcr-Abl, así como en células leucémicas de leucemia mieloide crónica. Imatinib también inhibe el receptor tirosina quinasas para el factor de crecimiento derivado de plaquetas (PDGF) el cual tiene un rol importante en la tumorigénesis especialmente en enfermedades mieloproliferativas y el factor de células madre (SCF), llamado c-kit, el cual se encuentra alterado en raros subtipos de sarcomas de tejidos blandos del tracto gastrointestinal llamados tumores del estroma gastrointestinal (GIST).

Receptores Kit: El receptor KIT tirosina quinasa es un receptor transmembrana que consta de cinco dominios de tipo inmunoglobulina (IgD) en el dominio extracelular, un dominio transmembrana y dominios intracelulares que incluyen un dominio yuxtamembrana y un dominio quinasa, que está dividido por una secuencia de inserción de quinasa en las regiones de unión a trifosfato de adenosina (ATP) y fosfotransferasa. El KIT se expresa en una variedad de tejidos y media efectos biológicos pleiotrópicos a través de su ligando de factor de células madre.

El Imatinib también inhibe Kit, el cual es codificado por el proto-oncogen c-kit (estrechamente ligado con la patogénesis de varios tipos de cáncer incluido la LMA). El fármaco bloquea la auto-fosforilación kit tirosina-kinasa, así como la proteína activada por mitógenos y la activación de Akt. Los GIST están asociados a una ganancia de mutaciones en el gen C-KIT. Las mutaciones oncogénicas en GIST han sido localizadas en el dominio extracelular y dominios quinasa 1 y 2, pero la mayoría produce perturbaciones en el dominio de yuxtamembrana de la proteína c-kit. Receptores PDGF: El PDGF es un mitógeno de células de tejido conectivo, el cual tiene funciones como desarrollo embrional, cicatrización de heridas y control de presión del líquido intersticial en el tejido conectivo liso. La activación paracrina/autocrina de la tirosin-quinasa PDGFR juega rol importante en numerosas malignidades. La activación paracrina y/o autocrina de la quinasa PDGFR se ha postulado en numerosas neoplasias malignas, y la presencia de bucles autocrinos PDGF está bien documentada en los gliomas. El imatinib inhibió el crecimiento in vitro e in vivo de células con señalización autocrina de PDGF. Los efectos inhibitorios fueron mediados principalmente a través de la promoción de la detención del crecimiento en lugar de la apoptosis.

Mecanismos de resistencia: La razón más común para el desarrollo de resistencia es dependiente de la vía BCR-ABL a través de un mecanismo de mutación puntual en el dominio quinasa ABL de la proteína de fusión BCR-ABL. Se han documentado más de 100 mutaciones puntuales separadas en 57 residuos en la quinasa ABL que confieren resistencia. Estas mutaciones se encuentran dentro de cuatro regiones del dominio de la quinasa, a saber, el bucle de unión ATP (bucle P), el sitio de contacto, el sitio de unión SH2 y el bucle A-A. Entre el 30 y el 40% de las mutaciones de BCR-ABL se producen en el bucle P, lo que provoca una disminución de 70-100 veces la unión de Imatinib a BCR-ABL en comparación con el BCRABL nativo. Una de las mutaciones con mayor impacto en la unión de imatinib es la sustitución del residuo de treonina 315 por isoleucina. La treonina altamente conservada se encuentra cerca del dominio catalítico de ABL y actúa como un "guardián" al controlar el acceso a una bolsa hidrófoba del sitio enzimático. Debido a su volumen, la cadena lateral de isoleucina está bloqueando el sitio de unión en ABL, evitando así que Imatinib se una. La activación de proteínas de señalización corriente abajo, como las quinasas de la familia Scr, es un ejemplo de un mecanismo independiente de BCR-ABL. Se ha demostrado que estas quinasas desempeñan un papel importante en la actividad oncogénica de BCR-ABL a través de la fosforilación de la región SH2-SH3. Otro punto de resistencia contra el imatinib implica el transporte por Pgp-170 y otros, esta resistencia se ha asociado con mutaciones en los dominios de quinasa Bcr-Abl y c-Kit (sobreexpresión de KIT), que afectan la capacidad de la quinasa para adoptar la conformación específica a la que se une el imatinib.

La pérdida de sensibilidad tumoral frente al efecto de los ITK es actualmente el único ejemplo de adaptación genética en oncología veterinaria. Los ITK se dirigen a varias tirosinas quinasas, pero se cree que actúan principalmente a través de la inhibición del receptor KIT en células tumorales de mastocitos. Los estudios in vitro indican que la sobreexpresión o la expresión de novo de vías proliferativas alternativas bajo tratamiento con TKI, como la señalización de los receptores de células T y B, la señalización de ERK y la sobreexpresión de KIT, pueden contribuir a la resistencia a TKI. Sin embargo, dos estudios identificaron mutaciones KIT adicionales en líneas celulares de tumor de mastocitos caninos resistentes a imatinib y toceranib.

Absorción, destino y eliminación: El imatinib se absorbe bien después de la administración oral con una biodisponibilidad superior al 95% el cual presenta una alta solubilidad, alta permeabilidad y bajo metabolismo hepático. La concentración máxima se logra entre 2 – 4 horas después de la administración. La comida no tiene efecto relevante en la biodisponibilidad del Imatinib. La absorción del Imatinib junto con alimento rico en grasa se ve afectada, con una reducción de 11% de la Cmax, una prolongación de 1,5 hs. de Tmax y una reducción del 7.4% en ABC.

Se metaboliza ampliamente, principalmente por el citocromo P450 (CYP) 3A4 y CYP3A5, y puede inhibir competitivamente el metabolismo de los medicamentos que son sustratos CYP3A4 o CYP3A5. Principalmente hepático a través de CYP3A4. En el perro el CYP 3A12 es un conocido sustrato. El 95 % de imatinib se une a proteínas plasmáticas. Otras enzimas del citocromo P450, como CYP1A2, CYP2D6, CYP2C9 y CYP2C19, desempeñan un papel menor en su metabolismo. El principal metabolito activo circulante es el derivado de piperazina N-desmetilado, formado predominantemente por CYP3A4. Este metabolito es similar en potencia al compuesto original. La eliminación de imatinib es predominantemente en las heces, principalmente como metabolitos. El 81% de la dosis se elimina en 7 días, en heces (68% de la dosis) y en orina (13% de la dosis). El imatinib sin cambios representó el 25% de la dosis (5% de orina, 20% de caras), el resto son metabolitos. Pueden producirse interacciones entre el imatinib y los inhibidores o inductores de estas enzimas, lo que provoca cambios en la concentración plasmática de imatinib y fármacos coadministrados. Este compuesto de plomo se probó y modificó luego mediante la introducción de grupos metilo y benzamida para darle propiedades de unión mejoradas, dando como resultado imatinib. La eliminación de imatinib es predominantemente en las heces, principalmente como metabolitos.

Esta droga tambien induce efectos inmunomoduladores beneficiosos en inmunoterapia adaptativa. Mecanismos sugeridos incluyen: (1) Eliminación de las células T reguladoras (CD25 + células T CD4 +) en portador de un tumor y (2) la inducción de factores de crecimiento de células T, tales como los IFN tipo I.

Dosis: Efecto antineoplásico en perros: 10 mg/kg/día.                                                                                                Dosis mínima y máxima: 4,4 – 12,7 mg/kg/día.

Hipertensión arterial pulmonar en perros: 3 mg/kg/día.

Intervalo de dosis: Debe ser calculado por el oncólogo veterinario, según determinadas variables del estudio histopatológico, otros estudios complementarios y estadio clínico del animal con cáncer. En general se administra 1 dosis cada 24 horas. En caso de lograrse remisiones completas puede ser administrada cada 48 hs.

Numero de administraciones: La cantidad de tiempo que debe ser calculado por el oncólogo veterinario, según determinadas variables como ser: estadio clínico del animal con cáncer, resultados del estudio histopatológico, otros estudios complementarios y enfermedades o afecciones del animal en forma concomitante. Se debe administrar una vez al día hasta lograr la remisión completa de la enfermedad. Si esta no se observa mínimo una remisión parcial en menos de 40 días, debe cambiarse el protocolo quimioterapico.

En caso se observarse una respuesta objetiva satisfactoria se debe administrar de por vida, pero evaluando diariamente que los beneficios clínicos en el paciente sean superiores a los efecto colaterales y o la progresión de la enfermedad oncológica.

Contactanos!